Magazine de Moda y Tendencias en Canarias

Artículos

LAS GILI: UN PARAÍSO EN INDONESIA

Indonesia es un república formada por 17.000 islas. Cada una de ellas cuenta con alguna peculiaridad que la hace especial. Visitarlas todas es prácticamente imposible, no solo por las distancias sino también por el tiempo que se disponga para viajar. La isla más conocida es, sin duda, Bali, invadida, eso sí, por el turismo australiano y los surfistas, pero hay otras opciones muy interesantes como Java o Lombok donde podemos tener mayor contacto con la gente autóctona. Pero si hay un rincón de este país que vale la pena visitar ese es el archipiélago de las Gili. Es un auténtico paraíso y ciertamente desconocido para los occidentales y para los propios indonesios. Se trata de tres pequeñas islas ancladas en el Océano Índico. Sus nombres son Gili AirGili Meno y la más poblada, Gili Tranwagan.

img_0484-1

Llegar hasta estos tres atolones tropicales es relativamente fácil. Desde Bali parten numerosos barcos cuyas tarifas pueden negociar con los propios touroperadores. En las Gili no hay coches ni motocicletas. Con suerte te encontrarás los cidomos, unos carros tirados por caballos para llegar hasta tu alojamiento. Es una de las numerosas peculiaridades que tiene este rincón del sudeste asiático en la que no abundan los grandes resort no al menos como los concebimos en el mundo desarrollado. Nada de vehículos con motor, mucho reciclaje y una vida sosegada que nos invitan a la desconexión total.

En Gili Air, la intermedia de las tres, la vida transcurre con tranquilidad. Las horas pasan entre la lectura y los chapuzones en aguas templadas. La jornada comienza y acaba en la playa, sin reloj y si así lo deseas, también sin internet. Y decimos si lo deseas porque curiosamente la globalización llega hasta los más remotos rincones y la wifi funciona a la perfección siempre y cuando no haya cortes de electricidad, algo frecuente en estos lugares.

img_0560

Si nos cansamos de playa podemos dar la vuelta a la isla andando. En menos de una hora concluye la caminata de Gili Air. Alquilar una bicicleta o hacer buceo son otras de las alternativas para pasar las horas muertas. Y a pesar de todo, el turismo abunda en estos tres pequeños paraísos en los que la noche se viste de magia con la celebración de fiestas en la playa.

La actividad nocturna también está garantizada con hogueras sobre la arena. Fogatas que se funden con un mar que, a veces, es iluminado por medusas y algas brillantes con luz propia como si fueran luciérnagas marinas. Espectacular de día y bello también de noche. Fiestas en las que no tendremos que preocuparnos ni por el tacón, ni por el modelito, y mucho menos por un esmerado maquillaje. La sencillez y la comodidad se imponen en el estilo de las Gili.

dscn0612

En este archipiélago no hay policía. Lo que oyen. Forma parte de estos reductos del mundo en los que la ley la imponen sus propios habitantes. Curioso me resultó que en un país en el que el tráfico y  el consumo de droga está muy penado te ofrecen con cierta frecuencia batidos de setas alucinógenas con total normalidad. De hecho es un consumo frecuente entre los turistas que se sienten atraídos por lo que habitualmente está prohibido.

En apenas 10 minutos, con o sin viaje alucinógeno, pueden pasar a Gili Tranwagan en barco. Esta es la mayor de las tres y es una isla mucho más animada, con locales y restaurantes a pie de playa aunque el verdadero descubrimiento fue el Night Local Market. Para cenar, la mejor opción. Baratísimo, sabroso, original, distinto. Mesas tipo tablones donde compartes “mantel invisible” con turistas y locales. Comida picante, diferente y sabrosa que puedes regar con una Bintang, la cerveza indonesia por excelencia.

La gastronomía en las Gili es sencillamente sabrosa. Mucho pescado y muchas frutas exóticas al margen de la comida adaptada al norteamericano, que también la encontrarán. La opción más auténtica es la del warung, una especie de casa de comidas o tasca, muy modesta y barata donde pueden saborear ricos platos caseros. De lo más peculiar. Por muy pocas rupias podrás degustar platos exquisitos y típicos.

img_0583-1

Como en Gili Air, dar la vuelta a Trawangan te llevará algo así como 2 horas y media si te vas parando y disfrutando de los paisajes y las playas. Las tres comparten vistas similares. Aguas turquesas con fondos repletos de coral que nos invitan a sumergirnos bien con un equipo de buceo o unas simples gafas para hacer snorkel.

Gili Meno es la más pequeña del archipiélago y la que menos población tiene. Es la más indicada para relajarnos y tumbarnos sobre playas de arena blanca. No apta para inquietos, desde luego.

img_0700

Los indonesios son, en su mayoría, hinduistas y eso se nota en la vida tranquila que se percibe en las islas. Casi el 90 por ciento de la población es practicante. Desde nuestra óptica occidental nos resultará muy pintoresco los detalles de las ofrendas en todos los portales y templos. Allí los cristianos, los musulmanes y budistas forman parte de una minoría que apenas alcanza el 10 por ciento.

Si el relax y el silencio te llega a saturar en las Gili siempre puedes saltar a Lombok donde hay muchísimas más cosas que visitar. Destacaría sus cascadas en medio del monte donde no faltan los monos salvajes y un auténtico mercado local. Vimos gente recogiendo arroz y a lo lejos el Volcán Rinjani.

img_0519

Cuando te plantees escapar al paraíso, recuerda que no es una utopía. Existe. Es de verdad y está ahí, al alcance de todos.


 

lidia

Lidia Rguez. Fuentes

Periodista y autora del blog www.mipasaporte.com

Pegajoso
Oct 31, 2016
Comentarios desactivados en LAS GILI: UN PARAÍSO EN INDONESIA

Los comentarios están cerrados.

  • ISLAS DE MODA

    Magazine hecho en Canarias donde encontrarás las últimas tendencias en Moda, belleza, cultura, ocio, reportajes y entrevistas de actualidad.

  • Islas de Moda

    Donde estamos

     Santa Cruz de Tenerife

    Email

     info@islasdemoda.es

  • Redes Sociales

Al continuar utilizando el sitio, usted acepta el uso de cookies. Más información

La configuración de cookies en este sitio web están configuradas como "permitir cookies" para darle la mejor experiencia de navegación posible. Si continúa utilizando este sitio web sin cambiar su configuración de cookies o hacer clic en "Aceptar", usted está consintiendo el uso de cookies.

Cerrar