Magazine de Moda y Tendencias en Canarias

Artículos

ADELGAZAR PRACTICANDO YOGA ES POSIBLE

El yoga es una disciplina milenaria que se compone de muchas facetas (mental, espiritual, de limpieza, corporal entre otras). De hecho, el yoga se divide en 8 ramas, una de las cuales es el trabajo corporal. Sin embargo, no hace falta meterse de lleno en todas estas facetas si solo se desea estar en forma o, en este caso, perder peso. Sí que se necesita combinar dos de las ramas: los ásanas (posturas corporales) y el pranayama (ejercicios de respiración consciente).

A continuación enumero varias posturas que te pueden ayudar a quemar grasa, sobretodo en la zona abdominal y en los glúteos, piernas y brazos. Antes de empezar, debes tener varios puntos en cuenta:

  1. MUY IMPORTANTE: Todas las posturas deberán ir acompañadas de pranayama (es decir: inhalaciones y exhalaciones lentas y profundas siempre por la nariz)

  2. Por lo general la inhalación se utiliza para estirarnos y la exhalación para entrar o reforzar la postura.

  3. Nunca lleves tu cuerpo a límites en los que sientas dolor, aprende a escuchar tu cuerpo y haz solo lo que te resulte cómodo. A veces ayuda cerrar los ojos para poder “sentir” con más atención lo que nos “dice” el cuerpo.

  4. No comas antes de la práctica (espera al menos una hora y media tras haber comido) ni comas inmediatamente después (espera al menos media hora).

  5. Al acabar tu práctica, túmbate en Savasana (postura del muerto) y relájate durante unos minutos con los ojos cerrados, respirando profundamente por la nariz y “escaneando” tu cuerpo mientras lo relajas, para ver qué cambios notas en tu cuerpo después de hacer yoga.

Adho Mukha Svanasana (El perro boca abajo)

Es una postura ideal para tonificar y fortalecer los bíceps y los antebrazos ya que el peso del cuerpo se sostiene con los brazos. Se elevan las caderas y la cabeza queda caída con el cuello relajado. Es importante distribuir el peso del cuerpo entre las manos y los pies intentando que los tobillos toquen el suelo con las piernas rectas.

Utthita Chaturanga Dandasana (La tabla)

Esta postura parece muy fácil a simple vista, pero cuesta bastante mantenerla si la hacemos correctamente. Todo el cuerpo debe estar en tensión (vientre, muslos, glúteos y brazos), y todo el peso del cuerpo se sostiene en solo 4 puntos (las manos y las almohadillas de los pies), por eso moldea brazos y piernas y ayuda a quemar la grasa del abdomen.

Makarasana o Ardha Pincha Mayurasana (El delfín)

Esta postura estira los músculos isquiotibiales, las pantorrillas, los hombros y los arcos de los pies. El peso queda principalmente sostenido por los brazos y un poco por los pies. Este ásana tiene innumerables beneficios: Fortalece las piernas y los brazos, previene la osteoporosis y estimula los órganos digestivos, contribuyendo a la eliminación de grasas.

Ardha Matsyendrasana (Media torsión sentada)

Esta postura estira los músculos que rodean a la columna vertebral. Debe de realizarse girando hacia un lado y a continuación hacer la torsión hacia el otro lado ayudándonos de la mano posada sobre la rodilla. Al realizar la torsión, se realiza un masaje en los órganos abdominales, favoreciendo la eliminación de toxinas y grasas.

Navasana (El barco)

La postura del barco es un ásana de equilibrio. Por ello, se necesita concentración para realizarla correctamente. La espalda no debe encorvarse y las piernas quedan en tensión. Con esta postura se hace mucho trabajo abdominal, ya que para mantener el equilibrio en la postura, utilizamos los músculos abdominales. Así pues, es una postura ideal para aquellos que quieran quemar grasa en la zona del vientre / abdominal.

Padangusthasana o Uttanasana de pie (Flexión hacia delante, de pie)

Este ásana es uno de mis favoritos y muy fácil de realizar, además de tener incontables beneficios corporales y mentales. Se realiza con las piernas rectas y dejando que el peso de la gravedad lleve nuestro torso allí a donde llegue (rodillas, tobillos, pies o al suelo). Al llegar a nuestro “punto máximo” de estiramiento, dejamos caer la cabeza con el cuello relajado.

Si somos capaces de llegar a tocarnos los pies, podemos agarrarnos los pulgares de los pies con los dedos índice de las manos. Esta postura aporta fuerza a los muslos y estira los músculos isquiotibiales. Aporta flexibilidad a los músculos de la espalda. Ayuda a perder peso, ya que mejora la digestión.

Parsvottanasana (La pirámide)

Esta postura estira y fortalece las piernas. Es un ásana que se utiliza en el yoga terapéutico ya que activa la circulación de la sangre, eliminando toxinas y favoreciendo la pérdida de peso.

Virabhadrasana II (El guerrero II)

Esta variación de la postura del guerrero (hay varias) es excelente para fortalecer y tonificar las piernas y glúteos, y en general ayuda a adelgazar. Es una postura que parece fácil pero cuesta bastante permanecer un rato en ella. Sobretodo se nota en los muslos, donde hacer el mayor trabajo. También promueve la concentración, el equilibrio (mental y corporal) y nos hace sentir fuertes mentalmente.

Bhujangasana (La cobra)

La famosa postura de la cobra, aún pareciendo muy simple, tiene amplios beneficios. Rejuvenece los nervios espinales y lleva sangre oxigenada a la región de la columna vertebral. Es importante realizarla bien, de forma que los brazos queden flexionados y solo actúen como ligero apoyo, el trabajo lo realizan los músculos de la espalda. Ya que este ásana energiza las zonas superiores del cuerpo: pecho, hombros, cuello, y cara, ayuda a proporcionar una apariencia juvenil.

 YOGA

Surya Namaskar (El saludo al sol)

El saludo al sol no es una sola postura, sino que se trata de una secuencia de ásanas que se realizan más o menos despacio pero una detrás de otra. Yo, como practicante de hatha yoga, prefiero quedarme en cada postura al menos dos respiraciones (es decir dos inhalaciones y dos exhalaciones lentas y profundas) y cuando realizo al perro boca abajo me suelo quedar unos 5 respiraciones.

Aquí podéis ver un vídeo de mi versión del saludo al sol. Es una secuencia preciosa para realizar justo después de levantarnos. Nos proporciona vitalidad para el resto del día y combina algunas de las posturas que ya he mencionado. También es muy bueno realizar al menos dos saludos al sol (uno de cada lado) como parte de tu rutina diaria de yoga. Verás que si realizar varios saludos al sol uno detrás de otro acabarás sudando y eliminando toxinas.


 

Natalia es una apasionada del yoga desde hace más de 18 años. Comparte su pasión por esta disciplina en su blog Indigo Blue yoga (www.indigoblueyoga.es) y da clases al aire libre en el sur de Tenerife.

También podéis encontrarla en FB y en Instagram: @indigoblueyoga

Pegajoso
Jun 27, 2017
Comentarios desactivados en ADELGAZAR PRACTICANDO YOGA ES POSIBLE

Los comentarios están cerrados.

  • ISLAS DE MODA

    Magazine hecho en Canarias donde encontrarás las últimas tendencias en Moda, belleza, cultura, ocio, reportajes y entrevistas de actualidad.

  • Islas de Moda

    Donde estamos

     Santa Cruz de Tenerife

    Email

     info@islasdemoda.es

  • Redes Sociales

Al continuar utilizando el sitio, usted acepta el uso de cookies. Más información

La configuración de cookies en este sitio web están configuradas como "permitir cookies" para darle la mejor experiencia de navegación posible. Si continúa utilizando este sitio web sin cambiar su configuración de cookies o hacer clic en "Aceptar", usted está consintiendo el uso de cookies.

Cerrar